Noticias





La CNMC prevé cerrar 2014 con un superávit de la tarifa eléctrica de 52,4 millones de euros, pero ve posibles "incertidumbres" en el resultado final
Publicado el 05/12/2014


Estas cifras aparecen en el informe sobre el escenario de ingresos y costes del sistema eléctrico para 2014 y 2015 elaborado por la CNMC a petición del Ministerio de Industria, Energía y Turismo.

El departamento dirigido por José Manuel Soria ya elaboró, en paralelo y sin contar con las previsiones del regulador, un borrador de orden de revisión de peajes en el que pronosticó un leve superávit de tarifa de 11 millones de euros en 2014 y otro de 33,7 millones de euros en 2015.

Pese a que aporta una cifra final para 2014 más optimista que la de Industria, la CNMC advirtió de "elementos de incertidumbre", entre ellos el "incierto" panorama de reliquidaciones por las primas a las renovables pagadas de más a los productores entre el segundo semestre de 2013 y parte de 2014, y que deben incidir positivamente como ingresos del sistema en 2014 y 2015 aportando 1.868 millones de euros.

La CNMC también advirtió de que no hay información suficiente acerca del impacto del proyecto de real decreto sobre los sobrecostes extrapeninsulares y de que la liquidación definitiva del decreto del carbón puede suponer un coste adicional de entre 170 y 230 millones para 2015.

También indicó que si no llegan ingresos procedentes del canon hidráulico cobrado a los productores de electricidad por usar aguas continentales, que se estiman en 318 millones de euros, "se podría producir un desajuste negativo en 2014" y aparecer por tanto déficit de tarifa.

El sistema eléctrico está también pendiente de las sentencias de la Audiencia Nacional sobre la minoración en 2006 y 2007 a las eléctricas del importe correspondiente a los derechos de emisión de CO2 recibidos de forma gratuita.

En cuanto a la demanda de electricidad, el regulador advirtió de que ha optado por un "escenario conservador" y prevé acabar 2014 con una caída del 0,9% con respecto a 2013, pero que en 2015 se produzca un incremento del 0,6%.

Según los últimos datos de REE, la demanda bruta cayó el 1,1% en los nueve primeros meses del año.

Escenario de 2015

Sin ofrecer de forma expresa una cifra de déficit o superávit para 2015, la CNMC sí pronosticó que los ingresos por facturación serán de 13.508 millones de euros el próximo año, un 1,4% menos por la menor potencia contratada, parcialmente compensado por el aumento de demanda de los consumidores conectados en media y alta tensión.

Habrá otros 3.382 millones de euros de ingresos exteriores procedentes de los impuestos eléctricos, que aportarán 3.036 millones de euros, y de las subastas de derechos de emisión de CO2, por valor de 345 millones de euros.

En el lado contrario, en el de los costes, la CNMC estimó que se situarán en 15.884 millones de euros, lo que supone un descenso del 8,4% con respecto a los 17.331 millones de euros previstos para 2014, debido a las reliquidaciones para las renovables y la eliminación del mecanismo de garantía de suministro.

En cuanto al precio de la electricidad en los mercados, que incide directamente sobre la parte del recibo de la luz en la que se recoge el coste de la energía, los mercados a futuro contemplan en la actualidad encarecimientos del 12% en 2015 con respecto a 2014.

En concreto, el informe de la CNMC pronosticó un precio medio de 42,68 euros por megavatio hora (MWh) de la electricidad en 2014, mientras que los mercados a plazo fijaron en la actualidad un precio de 47,93 euros para 2015.

En el ámbito de los ingresos por peajes del sistema eléctrico, la CNMC prevé que el sistema eléctrico deje de ingresar 768 millones de euros en 2014 por bajadas de potencia contratada solicitadas por los consumidores, sobre todo los que tienen menos de 15 KW, fenómeno que continuará en 2015, ejercicio para el que prevé un descenso de ingresos de 195,5 millones de euros.

Los usuarios con bono social se reducirán el 2,4% en 2015

El número de consumidores acogidos al bono social de la electricidad al cierre de 2015 ascenderá a 2.457.864, lo que supone un descenso del 2,41% respecto a este año, según las estimaciones de la CNMC.

La reducción se suma a la prevista para 2014, cuando los clientes del bono social, que se benefician de descuentos en el recibo de la luz al cumplir determinados criterios, descenderán el 1%, hasta 2.493.006 clientes, frente al año pasado.

Del total de este tipo de consumidores, 1,88 millones disfrutan de descuentos al tener una potencia contratada en primera vivienda inferior a 3 Kw, unos 57.288 por ser desempleados, 189.453 por ser familias numerosas, 297.494 son pensionistas y 27.026 provienen de la tarifa social.

El descuento en 2013 fue del 32,5% respecto a la tarifa regulada (PVPC), entre enero y junio de este año fue del 29,8% y su estimación para el resto de 2014 es que sea del 31,4%.

Los consumidores con bono social crecieron entre julio de 2009 y marzo de 2010, momento en el que alcanzaron su máximo y tocaron el mínimo en abril de este año.

Esta disminución se explica por la reducción en un 25% del número de clientes con potencia contratada en primera vivienda menor de 3 Kw (grupo de consumidores al que se aplica el bono automáticamente), caída compensada parcialmente por el aumento de un 20,5% de otros colectivos, principalmente parados y familias numerosas.

El organismo explicó que los datos de cierre de 2014 y 2015 son estimaciones hechas a partir de diferentes parámetros, ya que sólo cuenta con información real facilitada por las eléctricas hasta junio de este año.




    SEGUIR EN: