Noticias





El déficit de tarifa se dispara hasta los 5.511 millones de euros en 2012, un 28% más de lo previsto, para compensar el coste extrapeninsular
Publicado el 13/03/2013


El incremento "significativo" de la dotación para compensar los sistemas eléctricos insulares y extrapeninsulares establecido por el Gobierno en la Orden IET/221/2013, de 14 de febrero, en la que se regulan los peajes, disparó el déficit de tarifa del pasado año hasta los 5.511 millones de euros, con lo que superó en un 28,7% la previsión inicial de 4.281 millones de euros, según consta en la decimotercera de las catorce liquidaciones mensuales de los costes e ingresos del sistema eléctrico que realiza en cada ejercicio la Comisión Nacional de la Energía (CNE).

REDACCIÓN - AGENCIAS MADRID 12 • 03 • 2013

Esta orden fijó una compensación para los sistemas eléctricos insulares y extrapeninsulares de 1.622 millones de euros, lo que triplicó la asignación anterior, que debe ser incluida en las cuentas de 2012, puesto que el Gobierno finalmente no trasladó esta partida a los Presupuestos Generales del Estado (PGE).

Este "mayor coste de compensación insular y extrapeninsular" obligó a revisar la liquidación y elevar la cifra de déficit tarifario -que se genera porque los ingresos del sistema eléctrico no son suficientes para cubrir los costes- hasta los 5.511 millones de euros, lo que supone un incremento de 1.229 millones de euros, y supera en un 28,7% el déficit de la liquidación anterior.

El Ministerio de Industria, Energía y Turismo calculó en la memoria económica de esta orden que esta imputación de costes al ejercicio 2012 haría que el déficit de tarifa fuese de 5.101 millones de euros. Para permitir este desfase, había levantado anteriormente el tope legal de 1.500 millones de euros de deuda eléctrica del año.

De esta forma, las últimas estimaciones de la CNE muestran que el déficit de tarifa de 2012 es 410 millones superior a lo previsto por Industria en la orden de tarifas, si bien el dato del regulador es aún provisional y no será definitivo hasta la liquidación del mes que viene.

La cifra de 5.511 millones supera en un 60% a la del mismo momento del año anterior, así como en un 243,5% a la previsión que manejaba el regulador tras la revisión de las tarifas eléctricas de abril del año pasado.

El aumento del déficit de tarifa se produce a pesar de que los ingresos del sistema eléctrico procedentes de las tarifas de acceso se sitúan en 14.592 millones de euros, un 15% más que los 12.645 millones del ejercicio anterior.

Para contener la deuda eléctrica, el Gobierno adoptó varias medidas el año pasado, entre ellas la moratoria a las renovables, alzas de peajes y recortes en partidas como la distribución o los pagos por capacidad. En 2013, retiró los límites anteriores de deuda, puso en marcha los nuevos impuestos eléctricos y aplicó nuevos recortes a las renovables.

La CNE calculó que las primas al régimen especial, que incluye renovables y cogeneración,ascienden en 2012 a un total de 8.585 millones de euros, un 22% más que lo previsto a comienzos del ejercicio y un 22,9% más que en el año anterior.

Costes e ingresos

El importe a liquidar por el conjunto de los distribuidores es positivo y la CNE lo fijó en 5.727 millones de euros, aunque afirmó que "resulta insuficiente para cubrir los costes de las actividades reguladas (a razón de 1.462 millones de euros para el transporte y 4.604 millones de euros para la distribución).

Asímismo, tampoco cubre aquellos otros costes que, según la distinta normativa publicada, tienen la misma prelación en su cobro que dichas actividades (1.257 millones de euros en anualidades del fondo de la deuda eléctrica (FADE) y 470 millones de euros por el sistema de interrumpibilidad). Es por este motivo, por el que se hizo preciso cubrir la totalidad de los costes regulados con cargo a la financiación del déficit".

Por su parte, igual que en la anterior liquidación, la prima al régimen especial ascendió a 8.585 millones de euros, superior en un 22,9% a la del ejercicio anterior, en un 22,42% y en un 18,9% a las previstas en las revisiones tarifarias de enero y abril, respectivamente.

En dicho informe, se aseguró que la energía declarada por tarifas de acceso de los suministros ascendió a 246.218 GWh, un 1,61% inferior a la del ejercicio anterior, un 2,16% inferior de la previsión de tarifas de enero y un 0,01% superior a la última previsión de abril.

El total de los ingresos brutos se situaron en 14.798 millones de euros, un 15% por encima de los del ejercicio anterior, un 6,13% superior a los de la previsión de enero y un 7,4% inferior a los de la última previsión correspondiente a la tarifa de abril.

El hecho de que, en relación al ejercicio anterior y a la previsión de enero, los ingresos aumenten en tanto que la energía disminuye "se debe al incremento de los precios de las tarifas de acceso", sostuvo la CNE. Por el contrario, en relación a la previsión de abril, a pesar de que la energía aumenta, disminuyeron los ingresos por peajes.




    SEGUIR EN: